Tipos de Cajas Fuertes

Las cajas fuertes son elementos de gran utilidad puesto que permiten almacenar, resguardar y conservar todo tipo de bienes y objetos que sean guardados en su interior, de esta manera se evita de que personas indeseadas tengan acceso hacia nuestras preciadas posesiones. Ahora bien, adquirir una caja fuerte supone la labor de elegir el tipo de dispositivo más adecuado para nuestros propósitos, puesto que existen muchos modelos y marcas que se diferencian entre sí por el grado de seguridad y complejidad de su mecanismo de protección. En este artículo, para el cual nos ha ayudado el cerrajero 24h Santander  describiremos las cualidades características y atributos de los principales tipos de cajas fuertes que pueden ser adquiridas en el mercado.

Cajas fuertes para empotrar

Son una de las favoritas de los clientes, quienes las utilizan tanto en el hogar como en la oficina o negocio. Estas cajas fuertes empotradas son instaladas dentro de las paredes, es por ello que si un ladrón intenta sustraer los objetos de valor ubicados en el interior de este dispositivo de seguridad deberá realizar la laboriosa tarea de desinstalar la caja de la pared con la apertura de un agujero en la misma. Todo ello supone una labor muy aparatosa para el ladrón, quien terminara por desistir en sus intentos de robo.

Caja fuerte de sobremesa

Las cajas fuertes de sobremesa o sobreponer son unas de los primeros ejemplares en estar disponibles en el mercado. Estas cajas fuertes tienen la cualidad de poder ser transportadas a cualquier lugar y ubicarlas en un sitio o lugar deseado, ya sea debajo de la cama, sobre la mesa, en un armario, etc. Estos modelos están disponibles en múltiples tamaños y dimensiones, desde pequeñas cajas que pueden ser colocadas sobre una mesa hasta cajas fuertes de gran envergadura que deben ser instaladas en el suelo.

Cajas fuertes camufladas

Estas son las cajas fuertes más interesantes del mercado, ya que están fabricadas con un diseño innovador que permite instalarlas tanto en el hogar como en un establecimiento comercial de manera que queden completamente camufladas, es decir, totalmente desapercibida. La característica más loable de estas increíbles cajas fuertes es que al estar camufladas los ladrones no podrán distinguir y apreciar donde se ubica la caja fuerte, por lo que no podrán realizar un intento ni practicar ningún tipo de técnica ilícita.

Cajas fuertes ignífugas

Además de proteger con seguridad los bienes guardados en su interior, las cajas fuertes ignífugas tienen la capacidad de resistir altas temperaturas en caso de incendios. Estas poderosas cajas fuertes son elaboradas en materiales sumamente resistentes, es por ello que no solo toleran elevadas temperaturas, sino que también soportan ráfagas de llamas directas. Igualmente, al momento de comprar cajas ignífugas es importante tener en cuenta que tipo de objetos resguardaremos, ya que, en el caso de artículos con componentes electrónicos, las cajas deben tener la capacidad de mantener una temperatura estable en su interior del alrededor de 50º.

Cajas fuertes de alta seguridad

Si deseas guardar en las cajas fuertes objetos de gran valor monetario y deseas disponer de la mayor seguridad posible, debes adquirir una caja fuerte de máxima seguridad. Estas cajas son mucho más costosas que las anteriormente descritas, sin embargo, tienen un grado de protección altísimo y son prácticamente invulnerables, incluso los cerrajeros profesionales deben realizar grandes esfuerzos para abrirlas en el caso de que el cliente extravié la llave o las coordenadas de apertura.

¿Qué caja fuerte comprar?

La elección de una caja fuerte es personalizada para cada persona, puesto que dicha selección varía dependiendo de los requerimientos de la persona y del lugar donde será instalada la caja fuerte. Lo más frecuente es que las personas busquen cajas fuertes para instalar en sus hogares, en estos casos lo ideal es comprar una caja fuerte para empotrar, ya que estas son ideales para las viviendas particulares y para evitar los posibles robos que se puedan presentar.

Por otro lado, están los clientes que necesitan cajas fuertes en sus establecimientos comerciales o empresas, en estos casos se sugiere optar por una caja fuerte reforzada de máxima seguridad o por un dispositivo de protección camuflado. En las empresas y negocios existe un importante tránsito de personas durante todo el día, por lo que resulta preciso que la caja fuerte pase desapercibida. No obstante, si dicho establecimiento está expuesto al calor constante o altas temperaturas, lo ideal es adquirir una caja fuerte con protección ignifuga.

¿Son seguras las cajas fuertes?

Por su puesto que las cajas fuertes son seguras, incluso, el problema más común que presentan los propietarios y usuarios de estos dispositivos de seguridad no es la vulnerabilidad o el ultraje de las mismas, todo lo contrario, el inconveniente más frecuente es la perdida de las llaves o de la combinación de las mismas, por lo que el propietario pierde el acceso de sus pertenencias dado al carácter impenetrable e invulnerable de estas cajas. Para finalizar, vale la pena mencionar que siempre se debe apostar por cajas fuertes fabricadas por las primordiales marcas del mercado, ya que las cajas fuertes baratas no brindan la seguridad que se requiere.